aprendizaje

Cómo comenzar una experiencia Montessori con 70 niñ@s II

Han pasado dos meses desde que comenzamos ¡Y han pasado tantas cosas!

Como os conté en Cómo comenzar una experiencia Montessori hicimos dos días de primera ronda donde presentamos el espacio y sus normas a todos los niños, organizando turnos, lo cual duró unas dos semanas.

Una vez pasado este tiempo, comienza el ritmo habitual, teniendo en cuenta que no cada día vienen los mismos niños, es decir que no hay grupos (aunque esto facilitaría mucho el día a día tanto de niños como guías).

Las niñas y niños van entrando uno a uno y deciden qué quieren hacer. Lo más habitual es que los primeros días vayan a materiales más conocidos como manualidades y juegos de mesa:

Pero sin duda hay otra actividades estrella, como usar la máquina de escribir y como dicen ellos ” cocinar”, que es ir a la zona de vida práctica donde se pueden preparar un zumo, untar una tostada, y cortar una manzana. Son momentos que disfrutan, tanto en la activadad como en la recogida. Incluso desde que se lo presentamos a una niña, no paran de pedir la actividad de limpiar cristales, para lo que llevan el cubo con todo lo necesario al espejo, se ponen el delantal y a limpiar.

Pero siempre hay alguno que da vueltas por el ambiente observando qué hay por ahí… y cómo no el gabinete de perlas y el gabinete de geometría son super llamativos, así que de esta manera se sientan en “la silla de pedir ayuda” y piden que les presentemos los materiales. Se despliegan las cadenas, se cuentan ¡Y hasta podemos hacer números cuadrados y cúbicos!

Y cómo no ¡Las fracciones atraen a cualquiera!

No conocesmo todavía mucho a los niños, ni sus intereses, ni su estado de desarrollo, pero ellos son los que nos van dando pistas; hay quien nos cuenta que le interesa el universo y los planetas, quien nos pregunta por los números ( al que le sacamo el material de perlas doradas y concreto) o que nos dice que le encantan los experimentos.

 

Hay niños que tienen las ideas claras, como un niño de 5 años, que al ver el esqueleto se coge un papel y un lapiz, acerca una mesa y dice que ” quiero estudiar el esqueleto”. Después de hablar un rato sobre él, con la ayuda de una niña lo dibujan, y cómo quieren escribir, se ayudan del alfabeto bicolor para escribir esqueleto en euskera.

La actividad trae más actividad; los niños se inspiran de otros niños o de cosas que traen de casa… aunque nosotras también llevamos propuestas. Como el pez que convive con nosotras en el espacio. Esto nos ha llevado a observar el pez, descubrir su anatomía externa, alimentarlo y cuidarlo, dibujar todo… incluso ante la pregunta de si será chico o chica, traer un pez muerto y analizar su anatomía interna con todos sus sistemas ( respiratorio, digestivo, reproductor, nervioso, etc)

Mucha, mucha actividad… tanta que es dificil ponerle palabras…

Pero lo más bonito pasa a través de todo esto… se ven niños disfrutando de lo que hacen, plenos en su actividad, concentrados… se empiezan a ver nuevas relaciones entre ellos, y cada vez relaciones de más respeto, porque lo importante es estar bien..

Y con nosotras se siente, se vive una relación de respeto también; niños que se sientan en la silla para pedirnos ayuda, que si les pedimos que hagan o recojan algo lo hacen a gusto, que acojen las propuestas con los brazos abiertos, etc…

Y cierro con una anécdota que nos llegó al corazón. Un familiar de un niño nos pide entrar ” Me han contado que los niños están muy tranquilos ahí y quiero ver si es verdad”. Entra observa y nos dice: ” No me lo puedo creer. Tenéis el cielo ganado. Fuera esperando a entrar están todos alborotados y en cuanto os ven se ponen en fila y se tranquilizan ¿Cómo lo hacéis?”
Nos reimos… nosotras no hacemos nada…pero una frase de María Montessori resume muy bien, lo que ha pasado en menos de un mes con estos niños..
“Si el niño se acostumbra a trabajar según su orden interior (en el pensamiento montessoriano la disciplina interior), enseguida accede al orden exterior, a la calma, a la autodisicplina”

Si queréis seguir el día a día en facebook voy contándolo

 

Experiencia Montessori en el aula de apoyo

Conocí a Sagra, porque asistió a varios de nuestros cursos. Ella me iba contando sus experiencias en la escuela y le pedí que las compartiera, ya que podían inspirar a mucha gente. Estas son sus palabras, muchas gracias por compartilo:

Mi nombre es Sagra y soy maestra de la escuela pública. Estoy en Fuente Palmera, un pueblo de Córdoba.

Quiero compartir mi experiencia de este último curso de mi trabajo en la escuela.

He estado varios años como maestra de música, otros de tutora en primaria y después tres de excedencia para acompañar a mi hija en esos primeros años de vida. Aquí me quiero detener un poco porque si en todo el tiempo que llevo como maestra, que son ya 14 años, han sido estos tres años de crianza los que más me han hecho aprender y reflexionar sobre que es educar, acompañar, los aprendizajes, el respeto a los ritmos de los niñ@s, los espacios preparados, el acompañamiento emocional, la confianza en el aprendizaje innato del ser humano….. en fin, cuestiones que antes me rondaban por mi ser, pero ha sido la maternidad lo que me ha sacado todo esto a la luz y….. más que agradecida de que así fuera. A raíz de todo esto, también me ha interesado formarme en pedagogía activa y en Montessori.

 

Cuento esto así a grosso modo, porque cuando el curso pasado me tuve que incorporar de nuevo a la escuela, yo estaba agobiada porque no sabía como iba a canalizar todo esto que yo estaba sintiendo. Porque, cuando empiezo a sentir todo esto con tanta fuerza, sé que no hay marcha atrás en como siento la vida, mis relaciones y el trabajo, claro.

Lo interesante fue que al llegar al cole me proponen dar el refuerzo educativo, es decir, trabajar con aquellos niños/as que van un poco desfasados con su grupo-clase. Me lo pienso bastante pues….. no tenía ni idea de como hacer este trabajo nuevo y que yo me sintiera también realizada.

¡¡¡¡¡Ya está!!!!!! pensé, recojo todos los materiales que hay en el cole por ahí guardados sin utilizar, compro algunos más….. y monto un espacio donde trabajar con estos niñ@s.

Entiendo el refuerzo educativo como un recurso muy valorado para acompañar a los niñ@s en pequeños grupos que necesitan más atención y apoyo en sus aprendizajes. Para ello considero fundamental un cambio de metodología, mucho más manipulativa y con una  presencia  auténtica del adulto. También considero necesario un espacio físico agradable y un espacio emocional seguro.

 

Y… así fue!!!! ahora tenemos un aula conmateriales de matemáticas y lengua, algunas cositas Montessori también. Para mi es un espacio sagrado porque los niñ@s que vienen a esta aula disfrutan, les veo  concentrados, cuidan mucho los materiales, participan de todo su proceso de aprendizaje,es decir, preparan y recogen también los materiales que usan, comienzan a confiar más en ellos mismos, sin miedos al error.  Saben que aquí nos hablamos con respeto y respetamos los ritmos de cada uno.

Cuando estoy en el aula con ellos, en algún momento  puedo estar observando, participando como una más, ser un modelo de referencia, hacer propuestas concretas… o poner límites. Pero para poder saber qué hacer en cada momento, tengo que estar muy presente para percibir las pequeñas señales que ellos me van dando y tener una buena conexión con cada uno de ellos.

Este curso también hicimos un taller de gramática, utilizando la metodología y materiales Montessori, con un grupo de 2º de Primaria. Después de pasar a la clase durante todo el curso para acompañar a los niños/as que necesitaban refuerzo, y observar que estaban liadísimos con lo que era un nombre, verbo, adjetivo y determinante, le propuse a la tutora hacer un taller de gramática con el grupo. Lo hicimos durante el tercer trimestre, una sesión a la semana, poco tiempo!!!!  Para mi este es el gran inconveniente de mi trabajo, porque los niños disfrutan del refuerzo una o como mucho dos horas a la semana.

Para hacer el taller tuvimos que preparar materiales entre la tutora y yo y, fue un reto importante porque hasta ahora había trabajado en pequeños grupos (4-5 niños/as). Ahora era con los 23 niños/as con los que hicimos el trabajo. Fue un trabajo muy interesante, los niños/as estaban muy motivados, les encantaba venir a la clase a hacer este trabajo. Un día sonó la música para ir al recreo y…. estaban tan concentrados trabajando, que no se movieron y siguieron trabajando.

Este curso que acaba de empezar, sigo trabajando en la misma linea, aprendiendo cada día, valorando lo que funciona y lo que no, atendiendo a necesidades nuevas y…. sobre todo, motivada y contenta con mi trabajo en la escuela.

 

Muchas gracias Sagra por compartir tu experiencia… y a todas las “Sagras” que hay en la escuela pública que con su motivación e implicación hacen pequeños cambios… que son grandes cambios.

 

Experiencias Montessori en una escuela pública

La vida continúa… y con eso el viaje continúa. En los últimos meses he visitado diversas escuelas, esta vez en España, en Madrid,  Murcia, etc… pero no me da tiempo a contar todas las visitas, aunque lo intentaré en próximos posts.

Esta vez fui a Santander al CEIP Vital Alsar. Por lo que me contaron era una escuela que iban a cerrar , y un grupo de maestros con el apoyo de varias familias presentaron un proyecto educativo innovador en el departamento de Educación y se lo aprobaron.

Y a pesar de la apariencia de escuela convencional, nada más entrar te das cuenta de que algo especial pasa aquí dentro. Un montón de bicis y triciclos dan la bienvenida a cualquiera que quiera entrar , al lado de los casilleros donde cada niño y niña deja sus cosas.

P1090718

Las bicis nos dan la bienvenida

Dentro se escucha un ambiente tranquilo por donde los niños se mueven tranquilamente al cambiar de una clase a otra. Porque en este caso, en primaria los niños y niñas se agrupan por ciclos y van pasando a la clase de matemáticas ( donde hay una tienda, agencia de viajes, etc) , a la de editorial ( donde elaboran sus propias revistas entre todos) o a la de Tierra ( donde se trabajan las ciencias por rincones; seres vivos, cuerpo humano, etc.)

P1090711P1090713

Las familias  están muy implicadas; entran a apoyar en las clases y tienen comisiones de trabajo para un montón de la labores.

En esta ocasión me pidieron que contara las historias de la formación del universo y la línea de la vida a los niños y niñas de segundo y tercer ciclo. La verdad es que esto no lo había hecho nunca y reconozco que no tenía claro cual sería el resultado; trabajar con niños que no conozco, que no están acostumbrados a trabajar así… ¿ Cómo irá esto? … pero cómo no, acepté emocionada.

Lo primero que hicimos fue preparar unas grandes mesas de observación con todo lo que habían traído las maestras… y la verdad entre todas, allí había de todo; desde rocas y minerales, planetas,  un trozo de meteorito, una piraña disecada, una mandíbula de mantar raya, un huevo de tiburón,  una tarántula, fósiles de trilobite, amonite, etc… hasta una uña de gato…

P1090727P1090737

Y una mesa de observación con los trabajo que habían realizado los niños relacionados sobre todo con volcanes.

P1090731

Esa tarde estuvimos con las maestras viendo dos pequeñas actividades de cósmica desde Montessori; un experimento de historia y la observación de un pez. Son dos actividades simples, pero en las que poder observar cómo acompañar a los niños, cómo darles autonomía, cómo guiarles a través de preguntas de manera que ellos construyan su propio aprendizaje, cómo cerrar procesos desde que se prepara hasta que se recoge… y sobre todo darnos cuenta cuántas preguntas se nos abren, incluso como adultos con algo tan sencillo. Ese día nos fuimos a casa con preguntas por investigar: ¿ Por qué no tiene párpado los peces?¿Y tienen oído? ¿Qué diferencias hay con las ballenas? ¿ Los cetáceos tienen línea lateral?¿ y en la evolución cómo fue?

Al día siguiente después de preparar todos los experimentos de la primera gran lección o la formación del universo; les pedimos a los niños y niñas que entraran en silencio a la clase que previamente habíamos oscurecido. Y así comienza la historia…. en una gran oscuridad en la que no había nada… o tal vez había algo.

Se va contando la historia, despacio, y pidiendo a los niños que salga a hacer los experimentos…. hablamos sobre partículas, sobre átomos, sobre los estados de la materia, la relación del sol y la tierra, la densidad, las capas de la tierra…

IMG-20160128-WA0001

Hasta que al llegar al tiempo de los volcanes hacemos el gran experimento… la explosión de un volcán.

IMG-20160128-WA0002

Al terminar la historia se les pregunta qué es lo que mas les ha interesado, y de ahí surgen intereses sobre: la tabla periódica; probar qué pasa al meter amoniáco en el congelador; si hay diferencias en cambiar el orden al echar aceite, agua y miel; los agujeros negros; las placas tectónicas; los volcanes; los movimientos de partículas, etc…

Así que con al ayuda de las maestras, cada niño o grupos de niños se dirigen a investigar lo que más le ha llamado la atención, y en un momento se convierte en un ambiente de trabajo e investigación.

IMG-20160128-WA0006

Investigando la tabla periódica

IMG-20160128-WA0004

¿Pasará lo mismo si echamos antes el aceite que el agua?¿Y si echamos antes la miel?

Después de la recogida, preparamos todo para la segunda gran lección; la línea de la vida, que se cuenta a otro grupo de niños.

Aquí también se comienza  a contar la historia despacio, y a desenrollar la línea; los niños y niñas se van acercando cada vez mas, quieren ver todo de cerca.  Y al finalizar otra vez se les preguntan qué quieren hacer; varios dicen que quieren hacer experimentos ( ya que no nos había dado tiempo a recoger y aquí nos damos cuenta del ambiente preparado), unos 8 niños y niñas se fueron a observar el pez , y varias se quedaron investigando la línea de la vida…. y así el ambiente se fue relajando, por momentos sintiéndose la concentración.

Todavía recuerdo cómo una niña venía y me decía : ” Es que yo quiero hacer experimentos, pero también quiero ver el pez, pero también quiero investigar la línea” y le preguntaba “Pero ¿Por qué quieres empezar?” ” Por los experimentos , pero ¿Me va a dar tiempo?” como con un poco de estrés…cosa que al tener un ambiente preparado siempre da tiempo, ya que se puede continuar al día siguiente, y al siguiente, etc…

Por la tarde otra vez conté la historia de la formación del universo pero esta vez a las familias, que tenían un gran interés. Poco a poco la fui contando pidiendo que salieran a los experimentos, y al finalizar entre todos montamos una gran mesa de observación, con intereses sobre: densidad, movimiento de partículas, formación de las galaxias y cómo se descubrió esto, tamaños de estrellas ( si nuestra estrella es un millón de veces mas grande que la tierra ¿Cómo son las estrellas grandes?) y reflexiones preciosas: ” Esta vez me he fijado en los movimientos de partículas, pero esta historia me la cuentas de aquí a 10 años y me saldrían otros intereses”

 

Por todo lo vivido en Vital Alsar, gracias por esta experiencia única, gracias  maestros, familias y niños por vuestra implicación… y gracias por permitir demostrar que estas experiencias se pueden llevar a cabo en la escuela pública. Como dijo una de ellas : “Esto si se puede pero a nuestra manera”

(más…)

Observación de un animal

” La tarea de la educación es agitar la vida, pero dejarla libre para que se desarrolle”

María Montessori

¿Qué significa esto en primaria? Es la etapa en la que están construyendo su conocimiento, pero ¿Cómo les agitamos?¿Y cómo le dejamos libres?

La observación de un animal es un ejemplo simple y sencillo, pero bien profundo; que nos abre los sentidos, nos desarrolla la observación, la reflexión y  la construcción de nuestro propio aprendizaje.

“¿Os acordáis cuándo aparecieron los peces en la línea de la vida?

Se saca y se observa : “toda la época marrón es la época de los invertebrados y aquí en el paleozóico es la edad de los peces.”

P1090170

Presentamos al pez que ha venido hoy, cómo se llama, qué come, que le gusta hacer… y sobre todo si lo ha traído un niño o niña, nos contará todo lo que sabe de él.

images

Y comenzamos a hacer preguntas: “¿Qué veís?¿Qué partes tiene?¿Qué hace?”

“El pez abre la boca todo el rato y mueve las aletas”

” Y ¿Por qué abre la boca todo el rato?¿Es para comer? ¿Por donde respira el pez?”

Cada niño observa y saca sus propias conclusiones. “El pez coge el agua por la boca y le extrae el oxigeno por medio de las branquias que están debajo de esa raya de ahí que se llama opérculo”

Vamos observando todas las aletas y poniéndoles nombres : aleta dorsal, aleta pectoral, aleta ventral… y sobre todo de la observación concluimos para qué le puede servir “yo creo que las aletas pectorales le sirven para girar”

“¿Y cómo es la piel del pez? ¿Para qué le sirven las escamas?¿Cómo son?”

“¿Veís esa línea que está ahí, se llama línea lateral y es un órgano sensorial del pez. ¿Porque el pez oye?” Y los niños comienzan a debatir

linea lateral

La línea lateral tiene escamas diferentes y le sirven al pez para sentir

“¿Y cómo son los ojos?¿Tiene párpados?¿Y por qué no tiene?” se quedan reflexionando y argumentando cada cual su postura.

Así por medio de preguntas vamos viendo todas las partes del pez, y sobre todo por medio de la observación deducimos para qué le sirven al pez cada una de estar partes y por qué son así. Los niños y niñas poco a poco practican la observación, deducción y argumentación, haciéndose cargo de su propio aprendizaje.

Y después de todo este diálogo, para asentar todo lo hablado sacamos las tarjetas de nomenclatura Montessori. Son tarjetas en 3 partes con su imágen, nombre y su definición, junto con su librito autocorrectivo

Primero se sacan las imágenes y se vuelven a nombrar las partes que indican.

P1090741

Se les entregan las tarjetas de los nombres para que los lean y las coloquen (muy buen ejercicio para primeras lecturas de palabras)

P1090742

Y por último se van leyendo las definiciones que hay que comprender y unir con su imagen. En función del nivel de lectura de los niños se les puede ayudar más o menos

P1090743

Se les pregunta : “¿Qué te gustaría hacer con esto?”

Las propuestas pueden ser varias:

  • Hacer su propio librillo del pez, con sus dibujos y textos
  • Seguir investigando sobre peces, o resolver alguna duda que haya surgido, para lo que hemos podido preparar una mesa de observación relacionada con el pez
P1090732

Mesa de observación con el pez en vivo y su comida, nomenclaturas, libros, pez disecado, etc.

  • Observar la anatomía interna de un pez, para lo que abriremos un pez observando todas sus partes y por medio de preguntas llevándoles a la reflexión de para qué les puede servir
  • Clasificación de peces y relación con la evolución
  • Artes plásticas relacionadas con el pez: dibujo, arcilla, plastilina, etc.
  • Cuidado de animales como parte del ambiente

P1050112

  • Observación de los siguientes vertebrados ( anfibios, reptiles,…) Y ver diferencias y similitudes en la evolución, para llegar a la comparación de los cinco vertebrados…
  • Y un largo etc.

 

(más…)

Competencias clave a través de Montessori

La filosofía y el método científico que la doctora Montessori desarrollo basándose en la observación, hoy en día ha sido avalado en su totalidad o en parte por diversas disciplinas científicas como la psicología evolutiva, la neurociencia, etc…

¿Pero qué pasa con las leyes educativas?¿Cabe Montessori dentro del sistema educativo actual? Son muchas las maestras que dicen que esta filosofía les encanta, pero que el problema que ven es la legislación y currículo actual.

Analicémoslo… yendo directamente a las leyes educativas, en este caso a la LOE y la LOMCE.

Desde la Unión Europea se insiste en la adquisición de competencias clave, que se definen como” aquellas que todas las personas precisan para su realización y desarrollo personal, así como para la ciudadanía activa, la inclusión social y el empleo

El conocimiento competencial integra:

1- El conocimiento de base conceptual: el saber decir

2- El conocimiento relativo a las destrezas: el saber hacer

3- El conocimiento con gran inflluencia social y cultural: saber ser

En este sentido en un salón Montessori  primaria cada una de las actividades, tanto presentadas como de iniciativa personal, al ser un aprendizaje activo, integran estos tres conocimientos, tanto a nivel individual como grupal, como podemos ver en este salón.

Por otro lado el aprendizaje basado en competencias se caracteriza por su trasversalidad, su dinamismo y su carácter integral.

En Montessori al tener libertad de elección, grupos de edades mixtas y ambiente preparado para cubrir las necesidades de la etapa y los ritmos e intereses individuales de cada uno,  las áreas están integradas y relacionadas desde una visión cósmica, el aprendizaje competencial es un proceso de desarrollo dinámico e integral.

En cuanto a las estrategias metodológicas se debe partir de una planificación rigurosa de lo que se pretende conseguir, se debe ajustar al nivel competencial inicial de los alumnos, y se debe secuenciar la enseñanza de tal modo que se parta de aprendizajes más simples para avanzar gradualmente a otros más complejos.

En ese sentido el guía Montessori tiene una larga formación en la que puede estructurar su mente, de manera que conozca todos los materiales y presentaciones con su propósito directo ( u objetivo) y la secuencia lógica en la que usar estos materiales. Esto permite que el guía por medio de la observación se pueda ajustar a cada alumno o grupo de alumnos a su nivel y ritmo y así saber qué mas le puede ofrecer después, en esta secuencia que va desde lo concreto y simple hasta lo abstracto y más complejo.

P1070712

Cada material tiene un propósito o varios y una secuencia lógica que el guía conoce

El docente es un orientador, promotor y facilitador del desarrollo competencial  en el alumnado; deben enfocarse en la realización de tareas o situaciones-problema, que el alumnado debe resolver haciendo uso adecuado de los distintos tipos de conocimientos, destrezas, actitudes y valores; también debe tener en cuenta la atención a la diversidad y el respeto por los distintos ritmos y estilos de aprendizaje tanto a nivel individual como cooperativo.

En Montessori al docente se le llama guía, ya que es la palabra que mejor describe su labor, es una persona que guía el proceso del niño, basándose en la observación, sin adelantarse a sus descubrimientos y siempre dando lo justo para que el proceso de aprendizaje y de ganar autonomía lo realice el alumnado. Según su observación propone actividades o presentaciones con un objetivo, tanto a nivel individual como grupal que los niños resuelven de la manera más autónoma posible, ya que en Montessori se presenta “una dificultad a cada paso”. De esta manera se considera a cada alumnos como único y diferente, habiendo una atención a la diversidad y ritmos de aprendizaje total. Como ejemplo aquí hay un día en una clase de primaria, un día único, porque cada día lo es.

Las metodologías deben ser activas y contextualizadas. Las metodologías que contextualizan el aprendizaje y permiten el aprendizaje por proyectos, los centros de interés, el estudio de casos o el aprendizaje basado en problemas, favorecen la participación activa, la experimentación y un aprendizaje funcional que va a facilitar el desarrollo de las competencias, así como la motivación de los alumnos y alumnas al contribuir decisivamente a la transferibilidad de los aprendizajes.

Se puede considerar a María Montessori como la creadora de las pedagogías activas y del aprendizaje por rincones, ya que en esta filosofía el ambiente preparado (que incluye los materiales, los niños y a la guía) es fundamental para el proceso de desarrollo. De esta manera además de todas las actividades que se pueden trabajar con los materiales Montessori, se puede trabajar por proyectos según los intereses de los niños. El año pasado surgieron proyectos como cocina, salidas, mercadillo, teatro, viaje de fin de curso, etc.

Una salida es un proyecto propuesto por los niños donde desarrollar todas la competencias clave

Una salida es un proyecto propuesto por los niños donde desarrollar todas la competencias clave

También se habla sobre el uso del portfolio, como herramienta motivadora para el alumnado que potencia su autonomía y desarrolla su pensamiento crítico y reflexivo.

En primaria hay distintos tipos de portfolios o cuadernos de bitácora, según el niño, así como encuentros con cada niño o tutorías donde hablar con el sobre su proceso de aprendizaje.

Y al ser una pedagogía basada tanto en la responsabilidad individual como grupal, las asambleas son el lugar donde desarrollar todas las competencias clave a nivel colectivo.

Resumiendo, la filosofía Montessori cubre en su globalidad todo el trabajo competencial recogido en la ley Española, por orientación de la Unión Europea, de una manera transversal, dinámica, integral y atendiendo a la individualidad y diversidad del alumnado, siendo las siguientes la competencias clave:

a) Comunicación lingüística

b) Competencia matemática y competencias básicas en ciencia y tecnología

c) Competencia digital

d) Aprender a aprender

e) Competencias sociales y cívicas

f) Sentido de iniciativa y espíritu emprendedor

g) Conciencia y expresiones culturales

Se podría hacer el análisis de cómo se desarrolla cada una de estas en un ambiente Montessori… a ver si me animo…

¿Qué opináis?

Por medio de historias

Por medio de historias podemos conocer qué paso en el pasado y cual ha sido la evolución hasta el día de hoy.

Por medio de historias podemos reflexionar sobre cómo eran aquellos seres humanos antiguos, qué dificultades tenían y cómo podrían resolverlas.

Por medio de historias podemos darnos cuenta de que con ingenio y mucho probar se supera un reto, y una vez superado aparece otro reto que resolver, algo que mejorar, otro pasito que dar. Exactamente como el proceso de aprendizaje de niños y adultos.

Por medio de  historias podemos observar que para que el día a día actual sea como es, ha hecho falta mucho tiempo y el esfuerzo de muchos seres humanos. Y por eso podemos desarrollar un gran sentimiento de agradecimiento a todos ellos.

Por medio de historias percibimos que la historia cambia, es dinámica, evoluciona y en muchos casos mejora. Por lo que la historia no termina aquí, en el futuro habrá cambios ¿Qué puedo aportar yo a ese futuro? Porque yo soy parte de la historia.

Ahí va un ejemplo:


“¿Cómo sabéis qué hora es?” Porque miramos en el reloj

“¿Y creéis que siempre han existido relojes?¿Creéis que aquellos seres humanos antiguos que vivían en cavernas tenían relojes?” ¡Nooooooo! (y risas)

“Entonces no tenían relojes pero se dieron cuenta de que el sol salía, se movía por el cielo y se escondía, y volvía a salir moverse por el cielo y esconderse. Y observaron la sombra de un árbol y percibieron que la sombra también se movía en el suelo. ¿Os gustaría probarlo?¿Os gustaría hacer lo mismo que hicieron hace muchos años, poniendo marcas en la sombra de un palo?”

Se pregunta que niños tienen interés en hacer este experimento y después se les acompaña a hacerlo.

Experimento en el que los niños ponen marcas a la sombra de un palo

Experimento en el que los niños ponen marcas a la sombra de un palo

Se sigue contando la historia del resto de relojes de sol de egipcios, griegos y romanos, haciéndoles reflexionar y mostrando ejemplos de ellos. Incluso se pregunta a quién le gustaría hacerse su propio reloj de sol.

“Pero estos relojes tenían un inconveniente ¿Qué hacían los días nublados o durante la noche?” los niños dan posibles respuesta que podrían solucionar este problema.

Y se cuenta soluciones que se han dado a lo largo de la historia con relojes de arena, agua  (de muchos tipos), de cuerda, de vela, etc.

” Pero estos relojes seguían sin ser precisos, así que después de mucho investigar  se inventaron un engranaje mecánico con una campana, que funcionaba gracias a un peso. Galileo Galilei observando un péndulo  descubrió algo que sería importantísimo para los relojes de péndulo ¿Alguno quiere hacer un experimentos para descubrir lo que descubrió Galileo Galilei?”

” Aunque los relojes de péndulo eran mucho mas exactos que todos los anteriores, en el siglo XVIII en la época de los grandes marineros y exploradores surgió un problema; los relojes de péndulo perdían su exactitud en un barco y por eso se extraviaban en el mar. El gobierno británico de la época ofreció una recompensa equivalente a  millones de euros actuales a quién lo pudiera resolver ¿Qué harías vosotros si os ofrecieran esa recompensa?”

“Muchos se pusieron a intentar resolverlo y uno de ellos Jhon Harrison lo resolvió”

Se cuenta sobre los siguientes avances en relojes y cómo a medida que surgía la necesidad se buscaban soluciones a los problemas, hasta llegar a día de hoy donde los relojes más precisos que tenemos son los de cuarzo, y por último los atómicos.


Con esta historia hemos sembrado semillas, hemos abierto intereses; habrá niños que querrán hacer alguno de los experimentos propuestos, otros que querrán investigar sobre algo en concreto, y otros que solo la han escuchado, pero que se les queda dentro todo lo que la historia implica.

La historia debe ser algo vivo y dinámico, capaz de incentivar el entusiasmo y destruir el egoísmo intelectual y la pereza individualista. Los niños se estremecen con facilidad de solo pensar que millones de personas como ellos están haciendo todo tipo de esfuerzos físicos y mentales para resolver los problemas de la vida, y que todos contribuyen para hallar la solución, aunque tal vez sea uno solo el que la encuentre” María Montessori


Si estás interesada en tener la historia completa con sus experimentos , así como la historia del calendario y de los días de la semana, escribe a muru44@yahoo.com


Bibliografía:

  • La medición del tiempo. Cómo y por qué. (Altea)
  • ¿Cómo se mide el tiempo? Editorial Juventud
  • Erase una vez la ciencia
  • Varias fuentes de internet

Tutorías con los niños; herramienta clave en primaria

Hace años ,a medida que los niños crecían y pasaban a la edad de primaria, nos dimos cuenta que cambiaban de etapa, y con esto necesitábamos nuevas herramientas para el trabajo y la relación con ellos.

La solución que encontramos fue sentarnos a hablar con ellos en algo que entonces llamamos tutorías. Era un momento en el que semanalmente nos sentábamos con cada niño, para preguntarle por sus intereses, para ayudarle a organizar su trabajo, para ver el progreso de este, etc…

Pero no solo eso, ya que lo más importante era el seguimiento integral de cada uno de los niños; preguntarles cómo se sentían, cómo eran las relaciones con otros niños, hablar sobre algún conflicto, ayudarles a encontrar herramientas para su progreso, a niños con poco orden ayudar a ordenar, etc… era un momento en el que se escuchaba al niño, el se podía expresar y hacerse cargo de su aprendizaje a todos los niveles, tanto cognitivo, como emocional y social.

Como adultos nos toca lo primero escuchar y pensar qué podemos aportar a ese niño, entendiéndolo integralmete, desde el nivel que está y siempre con confianza en él. Y todo lo que anotamos en estas tutorías es lo que nos ayuda a hacer el seguimiento y la programación de cada niño. Así si podemos decir que cada niño tiene su propio proceso y aprendizaje; sin esta herramienta sería muy difícil que esto fuera así.

Esta ha sido una herramienta clave para el trabajo en primaria, sin esto creo que todo lo demás perdería su equilibrio. Y a pesar de que ha cambiado en su forma, periodicidad, manera de apuntar, etc. es una herramienta que seguimos utilizando.

De esta manera buscamos un momento tranquilo para cada niño, en el que trae todos sus trabajos, hablamos sobre cómo le va, nos cuenta nuevos intereses, ordenamos sus cosas, organizamos el futuro trabajo, etc… Esta tutoría al ser individual, cambia mucho de un niño a otro, ya que lo que cada uno necesita es diferente; con la niña que le cuesta concentrarse hablamos sobre eso y nos da posibles soluciones que va a probar como ponerse tapones en los oído; con el niño que tiene intereses pero le cuesta llevarlos a la práctica hablamos sobre esto y pensamos una manera de poder organizar su tiempo , que en este caso fue organizarse un horario de trabajo; con el que tiene todos sus trabajos desordenados, damos pautas para que los ordene; o con la niña que comienza muchos trabajos, pero no los termina, al observar todos los trabajos que tiene sin terminar le proponemos que busque una solución a esto.

También hablamos sobre qué trabajos quiere hacer en grupo, cómo le va, sobre malestares que ha podido surgir por algún conflicto o sobre algún tema que le preocupa.

Y todo esto y los acuerdos los anotan tanto el niño como el adulto en su cuaderno. Hay muchas manera de llevar estas anotaciones, y cambia mucho con cada niño y sobre todo con la edad; ya que los pequeños con escribir sus intereses en una lista tienen suficiente, mientras que los mayores encuentran diversas formas de anotarlo y organizarse.

Niña mostrando y ordenando sus trabajos

Niña mostrando y ordenando sus trabajos

En base a todos estos acuerdos funciona el día a día, se crea la confianza, se comprende mejor al niño y se hace su seguimiento.

Y aunque yo hace años, cómo no, en Montessori ya se hace así. Y en este video se puede ver perfectamente, cómo estas encuentros con los niños se puede encontrar el equilibrio entre la libertad y la responsabilidad. Se ve cómo son esos momentos entre la guía y la niña, donde lo único que le pregunta es ¿Qué crees sobre esto? y la niña se hace cargo de esta situación, con plena confianza de la guía.

 

Pincha para ver el video

Pincha para ver el video

Eso si, yo nunca lo he conseguido hacer como ellas cuenta en 5 -10 minutos, tal vez porque nunca he estado con 30 niños, pero me parece difícil.

Como bien dicen es el momento en el que cada niño piensa ” Mi profesora se preocupa por mi”

Y no solo eso, se trabajan las relaciones entre ellos, hacen representaciones de  situaciones de gracia y cortesía, preparan conferencias… a cada momento tienen que tener la oportunidad de hacerlo y resolverlo por ellos mismos. La guía solo piensa “¿Están progresando?¿Están encontrando soluciones o se están frustrando?”… porque esta es la única manera de que ganen esta autonomía que les corresponde a esta edad.


Y a nivel personal, todas estas herramientas me han servido para hacerme cargo de mi proceso, decidir cuales son mis intereses, organizarme para llevarlos a cabo, ver las partes que puedo mejorar, etc… y todo esto es exactamente lo que estoy haciendo ahora.

 

Y no solo eso, he tenido la oportunidad de hacer tutorías a adultos, y han sido verdaderas herramientas para hacer lo que cada uno pueda hacer lo que quiere. Hoy en día se podría decir que estas tutorías son sesiones de coaching.

¡Os invito a que lo probéis!