Experiencia Montessori en el aula de apoyo

Conocí a Sagra, porque asistió a varios de nuestros cursos. Ella me iba contando sus experiencias en la escuela y le pedí que las compartiera, ya que podían inspirar a mucha gente. Estas son sus palabras, muchas gracias por compartilo:

Mi nombre es Sagra y soy maestra de la escuela pública. Estoy en Fuente Palmera, un pueblo de Córdoba.

Quiero compartir mi experiencia de este último curso de mi trabajo en la escuela.

He estado varios años como maestra de música, otros de tutora en primaria y después tres de excedencia para acompañar a mi hija en esos primeros años de vida. Aquí me quiero detener un poco porque si en todo el tiempo que llevo como maestra, que son ya 14 años, han sido estos tres años de crianza los que más me han hecho aprender y reflexionar sobre que es educar, acompañar, los aprendizajes, el respeto a los ritmos de los niñ@s, los espacios preparados, el acompañamiento emocional, la confianza en el aprendizaje innato del ser humano….. en fin, cuestiones que antes me rondaban por mi ser, pero ha sido la maternidad lo que me ha sacado todo esto a la luz y….. más que agradecida de que así fuera. A raíz de todo esto, también me ha interesado formarme en pedagogía activa y en Montessori.

 

Cuento esto así a grosso modo, porque cuando el curso pasado me tuve que incorporar de nuevo a la escuela, yo estaba agobiada porque no sabía como iba a canalizar todo esto que yo estaba sintiendo. Porque, cuando empiezo a sentir todo esto con tanta fuerza, sé que no hay marcha atrás en como siento la vida, mis relaciones y el trabajo, claro.

Lo interesante fue que al llegar al cole me proponen dar el refuerzo educativo, es decir, trabajar con aquellos niños/as que van un poco desfasados con su grupo-clase. Me lo pienso bastante pues….. no tenía ni idea de como hacer este trabajo nuevo y que yo me sintiera también realizada.

¡¡¡¡¡Ya está!!!!!! pensé, recojo todos los materiales que hay en el cole por ahí guardados sin utilizar, compro algunos más….. y monto un espacio donde trabajar con estos niñ@s.

Entiendo el refuerzo educativo como un recurso muy valorado para acompañar a los niñ@s en pequeños grupos que necesitan más atención y apoyo en sus aprendizajes. Para ello considero fundamental un cambio de metodología, mucho más manipulativa y con una  presencia  auténtica del adulto. También considero necesario un espacio físico agradable y un espacio emocional seguro.

 

Y… así fue!!!! ahora tenemos un aula conmateriales de matemáticas y lengua, algunas cositas Montessori también. Para mi es un espacio sagrado porque los niñ@s que vienen a esta aula disfrutan, les veo  concentrados, cuidan mucho los materiales, participan de todo su proceso de aprendizaje,es decir, preparan y recogen también los materiales que usan, comienzan a confiar más en ellos mismos, sin miedos al error.  Saben que aquí nos hablamos con respeto y respetamos los ritmos de cada uno.

Cuando estoy en el aula con ellos, en algún momento  puedo estar observando, participando como una más, ser un modelo de referencia, hacer propuestas concretas… o poner límites. Pero para poder saber qué hacer en cada momento, tengo que estar muy presente para percibir las pequeñas señales que ellos me van dando y tener una buena conexión con cada uno de ellos.

Este curso también hicimos un taller de gramática, utilizando la metodología y materiales Montessori, con un grupo de 2º de Primaria. Después de pasar a la clase durante todo el curso para acompañar a los niños/as que necesitaban refuerzo, y observar que estaban liadísimos con lo que era un nombre, verbo, adjetivo y determinante, le propuse a la tutora hacer un taller de gramática con el grupo. Lo hicimos durante el tercer trimestre, una sesión a la semana, poco tiempo!!!!  Para mi este es el gran inconveniente de mi trabajo, porque los niños disfrutan del refuerzo una o como mucho dos horas a la semana.

Para hacer el taller tuvimos que preparar materiales entre la tutora y yo y, fue un reto importante porque hasta ahora había trabajado en pequeños grupos (4-5 niños/as). Ahora era con los 23 niños/as con los que hicimos el trabajo. Fue un trabajo muy interesante, los niños/as estaban muy motivados, les encantaba venir a la clase a hacer este trabajo. Un día sonó la música para ir al recreo y…. estaban tan concentrados trabajando, que no se movieron y siguieron trabajando.

Este curso que acaba de empezar, sigo trabajando en la misma linea, aprendiendo cada día, valorando lo que funciona y lo que no, atendiendo a necesidades nuevas y…. sobre todo, motivada y contenta con mi trabajo en la escuela.

 

Muchas gracias Sagra por compartir tu experiencia… y a todas las “Sagras” que hay en la escuela pública que con su motivación e implicación hacen pequeños cambios… que son grandes cambios.

 

2 comments

  1. Hola, soy una mestra de Navarra de 1er ciclo de Primaria… estoy intentando poner en práctica Montessori, pero me resulta muy dificil en Lengua, puesto que encuentro muchos materiales para trabajar las mates, y pocos (igual es que no sé buscar bien) en cuanto a Lengua, lecto-escritura… ¿me podrías orientar?

    Eskerrik asko

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s